El aprendizaje experiencial: un viaje del Unschooling a las experiencias empresariales

Los seres humanos no somos todos iguales. Frente a cada experiencia que se nos presenta, reaccionamos desde nuestras emociones, puntos de vistas y valores. Cuando se trata de aprender, el proceso no es igual para todos. Algunos alcanzan un rotundo éxito dentro de los esquemas tradicionales, otros procuran explorar una mezcla entre los métodos antiguos y los más novedosos. Y otros tantos, cada vez más, se han decidido por transitar el apasionante camino del Aprendizaje Experiencial.

Como su mismo nombre lo indica, la base del método es la experiencia. Y puede sonar muy lógico para muchos. De una forma u otra, todos aprendemos de cada experiencia vivida. La diferencia es que no todos tomamos conciencia de esto ni lo usamos de manera proactiva para construir nuestro futuro.

¿A qué llamamos Aprendizaje Experiencial?

De manera formal, el Aprendizaje experiencia se define como aquel que nace de la reflexión sobre el hacer. Se considera un proceso individual en el que el ser humano toma consciencia de sus experiencias, reflexiona sobre ellas y extrae sus conclusiones y el aprendizaje correspondiente.

En su obra, Ética a Nicómaco, Aristóteles expone sus reflexiones más importantes sobre la ética y los valores morales del hombre. Allí afirma que «para las cosas que tenemos que aprender antes de que podamos hacerlas, aprendemos haciéndolas». Y es muy cierto, aprendemos a hacer haciendo. Y ya en la antigüedad, Aristóteles tomaba conciencia de ello.

La gran virtud del Aprendizaje Experiencial es el desarrollo de la capacidad del ser humano para aprender de su propia experiencia. Le permite a cada persona hacer de su propia vida una gran aula de clases sin restricciones de espacio o tiempo y aprovechar al máximo sus vivencias.

Modelo de Aprendizaje Experiencial de David Kolb

El Aprendizaje Experiencial es una metodología que se nutre de los trabajos de investigación y propuestas de muchísimos profesionales del área , tales como John Dewey, Kurt Lewin, y Jean Piaget. David Kolb, teórico de la educación estadounidense, comenzó a darle forma a su modelo de aprendizaje alrededor de los años 70.

Según Kolb, el proceso de aprendizaje Experiencial se base en cuatro pasos fundamentales:

  • Experiencia Concreta: toda aquella experiencia personal, específica e inmediata que da lugar a una reflexión.
  • Observación reflexiva:  el ser humano inicia un proceso de reflexión sobre la experiencia que vive y elabora una serie de hipótesis que podrían explicarla de forma adecuada.
  • Conceptualización Abstracta: Teniendo como punto de partida las hipótesis, desarrolla un conjunto  de conceptos abstractos.
  • Experimentación Activa: el individuo experimenta con los conceptos e hipótesis elaboradas para enriquecer su proceso de aprendizaje.
Fuente: innovatueducacion.blogspot.com

Kolb definió también cuatro tipos de alumnos, basados en la influencia genética, las experiencias vitales y las circunstancias del entorno de cada individuo:

El convergente

En este tipo de alumnos predominan las habilidades correspondientes a la abstracción, conceptualización y experimentación activa. Son capaces de ordenar e integrar la información a partir de sus vivencias y desarrollar teorías complejas, basadas en una lógica fundamental sólida.

Su proceso de aprendizaje es óptimo cuando la actividad supone un desafío, les permite recabar toda la información posible y presenta un modelo claro. Ante las actividades confusas y entornos emocionales o subjetivos suelen sentirse desorientados.

El divergente

Los alumnos divergentes son aquellos cuyos habilidades predominantes son la experimentación concreta y la observación reflexiva. Gustan de aprovechar al máximo el momento de involucrarse de forma intensa.

Les emociona la novedad en gran medida pero se aburren rápidamente si no hay un reto constante. Son emocionales, creativos, capaces de captar información del todo y organizarla de forma adecuada.

Disfrutan del trabajo en grupo y de actividades cortas y emocionantes.

El asimilador

Es aquel alumno cuya habilidad más destacada es la de observar en detalle los acontecimientos y analizarla desde diferentes puntos de vista. La creación de diferentes modelos teóricos es una de sus fortalezas.

Son atentos a los detalles, cautelosos a la hora de formular sus teorías. No se ocupan mucho de las aplicaciones prácticas de sus modelos. Prefieren pasar desapercibidos y tener tiempo suficiente para su trabajo de investigación y planificación.

El acomodador

Son los “hacedores” por excelencia. Sus habilidades se ponen de manifiesto al momento de aprender con la experimentación activa. El debate no es lo que más les gusta sino que están dispuestos a poner en prácticas sus teorías al momento.

Suelen asumir grandes riesgos y disfrutan de hacerlo.

Descubre el Unschooling

Aún cuando existen muchas críticas a este modelo de parte de profesionales del aprendizaje, muchos sectores lo han adoptado como base de sus prácticas con éxito. Una de las experiencias más interesantes donde el aprendizaje experiencial juega un papel predominante es el Unschooling.

Se define como Unschooling  a la forma de aprendizaje donde la prioridad son aquellas actividades elegidas por el alumno para su proceso. La vida diaria, en todas sus expresiones, se convierte en el aula de clases donde el individuo escoge  aquellas actividades por las que tiene inclinación y emprende un proceso de aprendizaje personal.

Muchísimas familias alrededor del mundo han optado por el Unschooling o desescolarización como método de aprendizaje para sus hijos y han descubierto en el camino que desescolarizar a sus hijos implica que ellos como padres pasen por el mismo proceso.

MoniDragón, madre que decidió asumir este estilo, lo expresa perfectamente cuando dice:

“Igual decidimos abrazar el unschooling los 4, entendiendo cada vez más que este es un estilo de vida, que nuestros hijos tienen el coraje de ser, sólo después que sus padres también se atreven a ser, que la educación es la vida y cuando uno empieza a vivir, a escucharse, a conocerse es cuando puedes tomar las riendas de tu vida y eso se replicará en tus hijos.”

La desescolarización es un proceso que requiere de una integración familiar necesaria, unificación de criterios y visiones y el respeto por el otro y su personalidad. Un reto profundo y formativo a todo nivel.

Entre los beneficios de este estilo, podemos nombrar el desarrollo del sentido crítico, el crecimiento de la capacidad de observación, abstracción y construcción de teorías y un manejo mucho más eficiente del concepto de libertad. Al convertirse el mundo en el espacio de aprendizaje, libre de un currículum específico o espacio físico, el mismo alumno comienza a administrar su espacio y su tiempo para hacer el proceso lo más enriquecedor posible.

Las empresas y el Aprendizaje Experiencial

Pero el aprendizaje experiencial no sólo ha conseguido espacio en las aulas de clases sino también en las grandes empresas. En los últimos tiempos, cada vez se valora más la idea de aprender a través de la experimentación a todos los niveles laborales. 

La experiencia vivencial en el ambiente de trabajo como método de aprendizaje ofrece múltiples beneficios:

  • Permite al empleado crecer como persona durante el proceso. 
  • La oportunidad de resolver situaciones reales , bien sea de forma exitosa o no, incrementa en el empleado su espíritu de superación.
  • Facilita la liberación de tensiones y acelera el proceso de aprendizaje
  • Cuando la experiencia es en grupo,fomenta el compañerismo y mejora las relaciones entre los miembros.
  • Incrementa la capacidad de liderazgo de cada uno de los miembros de una empresa al sentirse más seguros de sí mismos y capaces de asumir riesgos.

El aprendizaje experiencial en general abre las puertas de una clase de conocimientos que no es posible adquirir en aulas y con métodos tradicionales. El contacto directo y la experimentación ofrecen un dinamismo imposible de replicar de alguna otra forma. Nos impulsa a tomar decisiones, observar con más detenimiento, anticiparnos a lo que viene y responder a lo inesperado.

El mundo de hoy avanza a una velocidad impresionante y la mayoría de nosotros estamos aprendiendo de forma experiencial, aún sin darnos cuenta. Imaginen el poder si tomamos consciencia de este proceso y lo enriquecemos.

Emprender y ser independientes es un proceso de aprendizaje totalmente experiencial y Tu Clínica Digital está a tu lado para ofrecerte la asesoría y herramientas necesarias. No lo dudes, da el siguiente paso. Aprende y emprende.